índice
Intza - Gaintza - Intzako Torrea - Pallardi - Errazkin - Betelu - Intza
09-05-2015
(mapa)
(mapa) (115kb)

Metí horas documentándome de cara a esta salida.

Entre otras, visité estas páginas:
http://anttonlandaburu.blogspot.com.es/...de-ttutturre.html
http://jorgillo-montes.blogspot.com.es/...pruebas.html
http://pisakampas.blogspot.com.es/...de-ttutturre.html

Se trataba de alcanzar las Malloas de Aralar desde el valle de Araitz.

Sólo conocía una parte, que había recorrido varias veces, pero todas ellas en sentido contrario al que iba a seguir en esta ocasión y había pasado más de una década desde la última vez.
Lo del sentido de la excursión tenía que ver con que prefería subir por la vertiente más dura (Baratzail) y bajar por la más asequible de Abateko Lepoa.

Dejé el coche en Intza, sonaron las campanadas de las 9 y eché a andar hacia Gaintza. Las cimas de las Malloas aparecían cubiertas por la niebla. Ya se despejaría.
Bonito recorrido. Es una gozada caminar por los senderos del viejo Reyno.

Intza
Intza (21kb)
Intza, gatos en Juansendonea
Intza, gatos en Juansendonea (25kb)
Saliendo de Intza
Saliendo de Intza (28kb)
De Intza a Gaintza
De Intza a Gaintza (52kb)
De Intza a Gaintza, enlace con el camino de Betelu
De Intza a Gaintza, enlace con el camino de Betelu (26kb)
Cerca de Gaintza
Cerca de Gaintza (24kb)

Con Gaintza a tiro, unas señales apuntando a la derecha me llevaron a dicha localidad, pero vía Uztegi. Una cantada, sin más. Es la segunda vez que paso por ese pueblo y ambas por error.
Contento llegué a Gaintza.
Bebí todo lo que pude de una fuente antes de continuar.

Uztegi
Uztegi (22kb)
Uztegi, casa
Uztegi, casa (32kb)
Gaintza, casa
Gaintza, casa (31kb)
Gaintza, puerta
Gaintza, puerta (46kb)
Gaintza
Gaintza (25kb)
Gaintza, casas Salei y Perunea
Gaintza, casas Salei y Perunea (30kb)
Dejando atrás Gaintza
Dejando atrás Gaintza (19kb)

Como iba pasando por lugares que reconocía de haberlos visto en las citadas webs, fui tranquilo.
Las fuertes pendientes, por anunciadas y esperarlas, no me agobiaron mucho.

De Gaintza a Baratzail, terneros
De Gaintza a Baratzail, terneros (40kb)
De Gaintza a Baratzail, Balerdi, Urreako Haitza y Azkarate
De Gaintza a Baratzail, Balerdi, Urreako Haitza y Azkarate (17kb)
De Gaintza a Baratzail, margaritas
De Gaintza a Baratzail, margaritas (34kb)
De Gaintza a Baratzail, primer tramo de hayedo
De Gaintza a Baratzail, primer tramo de hayedo (53kb)
De Gaintza a Baratzail, primer tramo de hayedo
De Gaintza a Baratzail, primer tramo de hayedo (60kb)
De Gaintza a Baratzail, langa
De Gaintza a Baratzail, langa (56kb)

Paré un momento junto a la fuente del segundo tramo de hayedo para comer unas barritas de cereales y cambiar las pilas de la cámara de fotos. Entre tanto, pasaron, bajando, dos montañeros. Qué soltura, que ligereza.

De Gaintza a Baratzail, tras el primer tramo de hayedo
De Gaintza a Baratzail, tras el primer tramo de hayedo (28kb)
De Gaintza a Baratzail, saliendo del segundo tramo de hayedo
De Gaintza a Baratzail, saliendo del segundo tramo de hayedo (49kb)

Lo del hayedo fue un placer cuando me tocó atravesarlo por tercera vez. La diferencia con los dos tramos de bosque anteriores estuvo en la niebla, la misma que, en lugar de desaparecer de la zona más alta, se había encargado de hacer desaparecer para entonces el Balerdi. Entre eso y que me había privado de las panorámicas que esperaba ver, qué menos que compensarlo con un toque mágico a las hayas, con sus hojas tiernas a esas alturas del año.

De Gaintza a Baratzail, tercer tramo de hayedo
De Gaintza a Baratzail, tercer tramo de hayedo (28kb)
De Gaintza a Baratzail, tercer tramo de hayedo
De Gaintza a Baratzail, tercer tramo de hayedo (50kb)

Salí de ese tercer y último tramo de bosque entre resbalones. Entre la pendiente y la humedad que aportaba la niebla, costaba avanzar. Me habría gustado ver cómo habían pasado por ahí los dos montañeros de antes. Seguramente, habían ido derrapando, tan felices.
Exceptuando esa parte, en conjunto me pareció un recorrido más civilizado y atractivo que la subida por la canal de Astunalde.

De Gaintza a Baratzail, tercer tramo de hayedo
De Gaintza a Baratzail, tercer tramo de hayedo (34kb)
De Gaintza a Baratzail, tercer tramo de hayedo
De Gaintza a Baratzail, tercer tramo de hayedo (60kb)

Lo de la niebla me vino bien en la parte final hasta Baratzail, porque había leído que resulta un tanto aérea. A falta de visibilidad, ni me enteré.
Una vez arriba, me crucé con una pareja que se disponía a comenzar el descenso. Él tenía unas barbas que daban miedo, parecía el Basajaun.

De Gaintza a Baratzail, parte final
De Gaintza a Baratzail, parte final (16kb)
Baratzail, pareja de montañeros
Baratzail, pareja de montañeros (13kb)

Ya sin niebla (de momento), aterricé en Intzako Torrea (Hirumugarrieta) por un lado por el que nunca antes había llegado.
Había tres montañeros, uno de ellos bastante parlanchín. Se marcharon al rato y me quedé a mis anchas.
También, había cantidad de tábanos, pero poco agresivos.

Intzako Torrea
Intzako Torrea (25kb)
Aldaon y Baratzail desde Intzako Torrea
Aldaon y Baratzail desde Intzako Torrea (30kb)
Malloa oriental desde Intzako Torrea
Malloa oriental desde Intzako Torrea (23kb)

Retomé la marcha comenzando la parte conocida.
Llegué sin novedad al cercano Beldarri y continué hacia Kurutzeaga. Le tengo simpatía a ese monte desde el año en que subí el mismo día en que lo habían hecho los Guruciaga, familia que por aquel entonces había tomado la costumbre de ocupar en masa y anualmente la cumbre, tal vez para reafirmar sus derechos sobre la misma.

Beldarri
Beldarri (25kb)
De Beldarri a Kurutzeaga
De Beldarri a Kurutzeaga (38kb)

Ni lo vi.
Segunda cantada del día.
La niebla había vuelto a la carga y anduve dando vueltas sin saber muy bien dónde estaba.
Retirada. Me alejé de las Malloas para retomar el itinerario más adelante.
Perdida la batalla de Kurutzeaga, pensaba resarcirme localizando los arkuek (chabolas cupulares) de Argaineta y los de Brinkate Txulo, que no conocía y que eran uno de los alicientes importantes del día.

Así, me dirigí hacia Unagako Putzua, que tenía poca agua, y retorné a las Malloas por la zona de Illobi. Esto me hizo ilusión, por volver a pasar entre las dos grandes piedras que parecen proteger el acceso al collado, en las inmediaciones de un par de bordas un tanto fantasmagóricas (por la niebla, de nuevo protagonista).

Llegando a la pista de Unaga
Llegando a la pista de Unaga (19kb)
Yegua y potro
Yegua y potro (33kb)
Unagako Putzua y Txemiñe
Unagako Putzua y Txemiñe (26kb)
Illobi
Illobi (24kb)
Illobi, borda
Illobi, borda (14kb)
Illobi desde el collado
Illobi desde el collado (22kb)

Argaineta debe de quedar más o menos cerca, pero no se veía ni torta y el terreno es bastante atormentado (como lo definía una de las páginas webs), así que renuncié a la búsqueda de esos arkuek decidido a darlo todo, echar el resto y no sé qué más para ver los de Brinkate Txulo.

Pues nada, a subir el Pallardi.
Aquí no sé qué hice mal. No me acordaba de cómo es ese monte, llegué a lo que parecía la cima, me puse a buscar el buzón, no lo encontré, di vueltas sorprendiendo a un rebaño de ovejas y, tras volver a pasar un par de veces por el mismo sitio, acabé liándome con una cresta de lapiaz, engorrosa como suelen serlo habitualmente.
Otra cantada, la tercera (no hay dos sin tres).

Cerca de Pallardi
Cerca de Pallardi (60kb)
Cerca de Pallardi, mojón
Cerca de Pallardi, mojón (29kb)
Cerca de Pallardi, ovejas
Cerca de Pallardi, ovejas (15kb)
Cerca de Pallardi, niebla
Cerca de Pallardi, niebla (21kb)

Al rato, largo rato, divisé el buzón. En su interior, inundado de mala manera, la clásica bolsita de plástico. Dentro de ésta, empapada y manchada, una tarjeta de unos montañeros de Bilbao. Llevaba allí un mes. Qué historias para sacar la tarjeta de la funda de marras. Debería haber cursillos para enseñar a extraerla sin que se rompa mucho.

Tras varios intentos y muchas especulaciones, creo que conseguí interpretar lo que ponía en el reverso de la tarjeta:

Entre peñas como cabras
en el bocata como señores

Muy profundo. Una tarjeta con mensaje.

Pallardi, buzón y tarjeta
Pallardi, buzón y tarjeta (49kb)

Lo siguiente era, por este orden, los arkuek de Brinkate Txulo y Tutturre.

Eso en teoría.
En la práctica, entré o me metieron en un holograma que alguien programó mal.
El caso es que seguí una cresta (otra más) escabrosa de lapiaz. Entre la niebla (de nuevo densa) y los árboles con hojas, no me enteraba de la fiesta.

La hora iba avanzando y, gracias a los despistes anteriores y al presente (cantada número 4), cada vez me quedaba menos margen para bajar sin prisas.
Incluso seguí sin mucha reflexión un senderillo que bajaba hacia quién sabe dónde y que perdí enseguida.

Por la cresta de Pallardi
Por la cresta de Pallardi (51kb)

A fuerza de seguir en el mismo plan, consultar el plano y mirar la brújula, acabé comprendiendo que lo que estaba haciendo era seguir la línea del corte (eso ya me lo pareció cuando me asomaba al borde) en lugar de separarme de ella, que es lo que hice a la primera oportunidad, avanzando con tanta decisión como nervios (la hora...).
Poco después, salía de la niebla, del bosque y del lapiaz a terreno abierto. Qué alivio.

Repitiendo la jugada de Unagako Putzua, busqué el collado de Abateko Lepoa.
Ni Brinkate Txulo ni Tutturre ni historias. Para abajo.
Pero necesitaba ver dónde estaba Tutturre para saber cuál era el collado. Y el amigo Tutturre y sus compinches de las Malloas seguían tan contentos entre la niebla.

Había un todoterreno y por un momento pensé en esperar a que apareciera su conductor.
Seguí merodeando, pensando en meterme por un lugar que, según todos los indicios, tenía que ser el collado; pero estaba escarmentado por las meteduras de pata que llevaba y no quería arriesgarme.

Todoterreno cerca de Abateko lepoa
Todoterreno cerca de Abateko lepoa (17kb)

Por fin, la niebla dejó a la vista el Tutturre, me interné en Abateko Lepoa, que me gustó mucho, y comencé a bajar hacia Intza.
En la ladera de Tutturre, a cierta altura, andaba un hombre con una bolsa, como cogiendo algo. Sería el del todoterreno.

Tutturre y Abateko lepoa
Tutturre y Abateko lepoa (32kb)
Abateko lepoa
Abateko lepoa (63kb)
Tutturre tras atravesar Abateko lepoa
Tutturre tras atravesar Abateko lepoa (26kb)
Camino recorrido bajando de Abateko lepoa
Camino recorrido bajando de Abateko lepoa (21kb)

Me tomé el descenso con cierta calma, aliviado por haber dejado atrás los problemas.
Al llegar a lo que parecía una bifurcación, dudé.
Me interné en un bosque y apareció un cobertizo que recordé de haberlo visto en alguna página web por su gran póster de Interviú (de María Lapiedra, ¿por?).
Luego, una veleta y el senderillo que parecía terminar allí.
Terminé el agua. Ya la repondría en la fuente de Aginaga.
Vuelta al cobertizo y, tras buscar durante un rato, recuperé el rastro del sendero, que jugaba al escondite, hasta que ya se hizo más evidente. Tan evidente como que no bajaba fuerte, como decían los apuntes, ni avanzaba en la dirección prevista. Ya no estaba como para darme la vuelta, así que lo seguí.

Lo seguí, lo seguí...
Como supuse, estaba inmerso de lleno en la quinta cantada de la jornada.

Bajando de Abateko lepoa, cobertizo
Bajando de Abateko lepoa, cobertizo (46kb)
Bajando de Abateko lepoa, Zozpakarko punte, veleta
Bajando de Abateko lepoa, Zozpakarko punte, veleta (21kb)
Bajando hacia Errazkin, Aizkarate
Bajando hacia Errazkin, Aizkarate (23kb)
Sendero hacia Errazkin, flores
Sendero hacia Errazkin, flores (63kb)
Sendero hacia Errazkin, vegetación y haya
Sendero hacia Errazkin, vegetación y haya (64kb)

Cada vez tenía más sed.
Menos mal que anda por allí la pared de Aizkarateko Malkorra. Si no, mucho me temo que el senderillo habría continuado hacia Lekunberri antes de alcanzar Pamplona y seguir hacia Aragón...
Al pie de esa pared se sale del bosque y una alambrada separa de una pista que conduce a otra que acaba bajando, con fuerte pendiente, a un pueblo. Nada más llegar, ya vi que no se trataba de Intza (de ilusión también se vive).

Bajando hacia Errazkin, vistas
Bajando hacia Errazkin, vistas (21kb)

-¿Qué pueblo es este?
-Errazkin.
-(Horror y pavor) ¿Hay alguna fuente?
-Sí, junto al frontón.

Errazkin
Errazkin (18kb)
Errazkin
Errazkin (29kb)
Errazkin, caballos
Errazkin, caballos (49kb)

Cogí agua, me senté, bebí, disfruté lo que pude de la tranquilidad del pueblo y cogí la carretera.
Tres kilómetros hasta la NA-1300.

Errazkin, troncos cortados con hacha
Errazkin, troncos cortados con hacha (47kb)

Otro más (a bulto) hasta Betelu. Aquí, parada para ver un par de cosas, como Indiano-Etxea (actual ayuntamiento) y Apaiztegi Zaharra (antigua casa-torre). De paso, vi el ambientillo que había en el frontón, con música por megafonía y cantidad de chavales. Junto a la entrada del ayuntamiento han puesto un texto en varios idiomas con un mensaje de contenido presuntamente político, pero redactado en un tono tan fundamentalista que queda cutre.

Betelu, fábrica de agua mineral
Betelu, fábrica de agua mineral (30kb)
Betelu, casa
Betelu, casa (36kb)
Betelu, frontón
Betelu, frontón (27kb)
Betelu, casa con palmera
Betelu, casa con palmera (33kb)
Betelu, ayuntamiento, Indiano etxea
Betelu, ayuntamiento, Indiano etxea (29kb)
Betelu, casa-torre Apeztegi Zaharra
Betelu, casa-torre Apeztegi Zaharra (35kb)

Carretera a Intza (otro par de kilómetros) con las Malloas de fondo. La niebla seguía a lo suyo por allá arriba.

De Betelu a Intza
De Betelu a Intza (19kb)

Para cerrar el círculo, el pueblo me despidió con las campanadas de las nueve, como a la mañana.

Intza, casas junto a la iglesia
Intza, casas junto a la iglesia (33kb)
[subir]