índice
Vitoria - Peñacerrada - Campezo - Korres - Vitoria
28-07-2013
(mapa)
(mapa) (159kb)

Mientras en Vitoria se disputaba la primera Challenge de Triatlón, un servidor ponía rumbo sur con intención de recorrer la comarca de la Montaña Alavesa.

Uzkiano
Uzkiano (22kb)
Pagoeta
Pagoeta (21kb)

Así seguí, hacia el sur y a pesar del viento, hasta llegar a Peñacerrada, villa a la que dediqué una visita más bien breve, por haber estado anteriormente, pero que incluyó la contemplación del estanque de la panadería Alonso. Por lo que leí, su agua se utilizaba para mover el molino que alberga el edificio.

Peñacerrada, estanque de la panadería Alonso
Peñacerrada, estanque de la panadería Alonso (47kb)
Peñacerrada, palacio de los Duques de Hijar
Peñacerrada, palacio de los Duques de Hijar (20kb)
Peñacerrada, portal en la muralla
Peñacerrada, portal en la muralla (36kb)

Territorio ignoto desde allí hasta Lagrán. No lo parecía así para el grupo de cicloturistas con que me crucé. De esos maduros que se han pasado la vida andando en bici. El caso es que iban a toda velocidad. Detrás, fueron apareciendo, solos o en pequeños grupos, los que no habían aguantado el ritmo de los primeros y los que se lo habían tomado con más calma, que de todo habría.

Poco tráfico, sombras agradecidas y desniveles suaves, en plan llevadero.

En Lagrán había estado más veces de noche que de día, por haber ido un par de veces a ver la representación navideña que tiene lugar en la iglesia.
Lo primero con lo que me topé fue con el palacio de los Viana, con un par de hermosos escudos. Como su fachada principal da la espalda a la carretera, lo más fácil es pasar sin darse cuenta de su presencia.

Lagrán, palacio de Viana
Lagrán, palacio de Viana (37kb)
Lagrán, portal del Cristo
Lagrán, portal del Cristo (17kb)

Después de ver un par de cosas más, acabé preguntando por el monumento a la Mujer Carbonera, en un pequeño parque junto a otro mayor. Recuerda a las mujeres "que hacían la ruta por la Sierra Cantabria transportando el carbón desde el pueblo hasta Laguardia, donde lo intercambiaban por otros alimentos".
Un panel informaba de que el último sábado de agosto se recrea en Pipaón el modo de vida tradicional.

Lagrán, monumento a la mujer carbonera
Lagrán, monumento a la mujer carbonera (36kb)

Paré un momento en Bernedo para volver a ver el portal de la Sarrea. Junto al mismo, un grupo de escolares con la mitad de la cara pintada y atendiendo a las explicaciones de tres educadores, ataviados estos al modo árabe.

Cerca de Villaverde
Cerca de Villaverde (22kb)
Bernedo, portal de la Sarrea y grupo de escolares
Bernedo, portal de la Sarrea y grupo de escolares (39kb)

De allí a Santa Cruz de Campezo había ido una vez, pero de eso hacía quince años y no recordaba casi nada, salvo que entonces me gustó.
El caso es que creía que cerca de Angostina se pasaba, cuesta arriba, por una especie de desfiladero, con una ermita o similar. Y sí, desfiladero sí que hay, la Foz de Angostina, pero en suave descenso y no hay ni ermita ni nada parecido. Lo que sí hay es "una zona de recreo denominada 'Roñes'". Es una zona bien bonita.

Angostina
Angostina (20kb)
Cerca de Angostina
Cerca de Angostina (31kb)
Marañón, parque
Marañón, parque (60kb)

La sorpresa agradable de la jornada la puso Marañón. Por de pronto, cuenta con una casa blasonada, la de los Maeztu y los Hermosa (o Hermoso), junto al río. Acto seguido, varias casas con un montón de flores. Si a uno se le ocurre recorrer una calle que va por arriba se encuentra varias casas y/o rincones interesantes. Y en la parte más alta le espera la iglesia-fortaleza.
Al preguntar por el nombre de un palacio que tiene una forma curiosa me dijeron que lo llaman así, "el palacio".
Repetí la pregunta a tres mujeres y contestaron lo mismo, aunque la mayor de las tres dijo que aquello perteneció a una marquesa, y otra estuvo a punto de decirme el nombre de las flores que adornan el pueblo, pero no pasó de "petunias colgantes" porque el nombre exacto lo tenía en la punta de la lengua y ahí se quedó.

Marañón, casa de los Maeztu y los Hermosa y río
Marañón, casa de los Maeztu y los Hermosa y río (33kb)
Marañón, cactus
Marañón, cactus (34kb)
Marañón, calle
Marañón, calle (28kb)
Marañón, palacio e iglesia
Marañón, palacio e iglesia (30kb)
Marañón
Marañón (33kb)
Marañón, casa con flores
Marañón, casa con flores (42kb)

Llegando a Cabredo, le di unas cuantas vueltas a qué podría ser un edificio alto y blanco que recibe por ese lado al forastero: forma parte de una fábrica de embutidos.
La carretera atraviesa el pueblo y sale del mismo haciendo eses.

Cabredo
Cabredo (34kb)
Cabredo, fuente y calle
Cabredo, fuente y calle (26kb)
Cerca de Cabredo
Cerca de Cabredo (23kb)
Cabredo
Cabredo (25kb)

Cogí agua en Genevilla. Parecía que el pueblo estaba desierto hasta que me topé de golpe y porrazo con la plaza, bastante animada de gente.

Genevilla
Genevilla (29kb)
Genevilla, plaza
Genevilla, plaza (21kb)

La temperatura había ido en aumento y hacía algo de calor para cuando llegué a Santa Cruz de Campezo.
En la calle que queda detrás de la iglesia, una perra no hacía más que revolcarse en el suelo ante la aburrida mirada de dos gatos negros. En fin...

Santa Cruz de Campezo, plaza
Santa Cruz de Campezo, plaza (32kb)
Santa Cruz de Campezo, iglesia
Santa Cruz de Campezo, iglesia (32kb)
Santa Cruz de Campezo, calle y escaleras
Santa Cruz de Campezo, calle y escaleras (26kb)
Santa Cruz de Campezo, casa
Santa Cruz de Campezo, casa (26kb)
Santa Cruz de Campezo, escaleras de la iglesia
Santa Cruz de Campezo, escaleras de la iglesia (28kb)

Poco después, circulaba a la altura de una zona recreativa llena de gente y llegaba enseguida a Antoñana con intención de ver alguna cosa en la que no me había fijado un par de semanas antes y dispuesto, sobre todo, a llegar a la cascada de Aguaqué, objetivo que no cumplí entonces.
A este último asunto le había asignado una partida presupuestaria que ascendía a una hora. Me sobraron un par de minutos.
El desvío en la carretera está señalizado, el recorrido es prácticamente llano, el sendero se introduce en un bosque la mar de chulo, se pasa junto al "aguaqué" o acequia que lleva agua para regar las huertas, y la parte más aventurera, la de vadear el río, no ofrece mayores dificultades gracias a unas grandes piedras.

Antoñana, camino a Aguaqué
Antoñana, camino a Aguaqué (30kb)
Antoñana, camino a Aguaqué
Antoñana, camino a Aguaqué (57kb)

Y allí, al final, aparece la cascada.

Antoñana, cascada de Aguaqué
Antoñana, cascada de Aguaqué (43kb)
Antoñana, cerca de la cascada de Aguaqué
Antoñana, cerca de la cascada de Aguaqué (58kb)

Volví por la orilla opuesta a la de la ida.

Antoñana, volviendo de la cascada de Aguaqué
Antoñana, volviendo de la cascada de Aguaqué (63kb)
Antoñana, volviendo de la cascada de Aguaqué
Antoñana, volviendo de la cascada de Aguaqué (42kb)
Llegando a Antoñana
Llegando a Antoñana (41kb)

Pregunté a una chica por una torre que hay en el extremo norte del casco urbano, para confirmar que era la que buscaba, pero no sabía, por no ser de allí. Lo intenté con un hombre que llegó acompañado de unos chavales. Tampoco sabía, pero tuvo el detalle de acercarse a la chica a la que yo acababa de interrogar...
Aproveché la coyuntura para coger agua.

Antoñana, casa torre
Antoñana, casa torre (34kb)

Suponía que otra casa torre es la que se encuentra cerca de la plaza y junto a la carretera de Sabando, y así me lo confirmó una mujer, que añadió que era la de los Condes de Orgaz y que había otra torre en el otro extremo del pueblo. Mira tú qué mujer más bien informada.

Antoñana, calle
Antoñana, calle (27kb)
Antoñana, antigua cárcel
Antoñana, antigua cárcel (29kb)
Antoñana, escaleras
Antoñana, escaleras (58kb)
Antoñana, soportales
Antoñana, soportales (34kb)
Antoñana, torre de los Hurtado de Mendoza
Antoñana, torre de los Hurtado de Mendoza (35kb)
Antoñana, centro de interpretación del Vasco-Navarro
Antoñana, centro de interpretación del Vasco-Navarro (29kb)

A continuación, comencé lo que en el mapa parece un bucle incompleto.
El recorrido incluye varios pueblos. Al primero de ellos, Bujanda, se llega tras andar subiendo y bajando durante un rato. Subí al casco urbano por el primer acceso que vi, con su consiguiente rampa seria.

Bujanda
Bujanda (30kb)
Bujanda, casa detrás de la iglesia
Bujanda, casa detrás de la iglesia (26kb)

Además de ver lo que buscaba, me fijé en una cruz con un texto:

A la subida escabrosa para el sitio en que se venera el cuerpo de San Fausto, que ocupa en el día la Iglesia parroquial del pueblo, hizo el animal conductor tres genuflexiones en los peñascos, las cuales están señaladas para perpetuar la memoria de la maravilla con tres cruces de madera. Desde la primera a la segunda hay cincuenta pies de distancia, y de la segunda a la tercera, setenta y nueve. Esta última está colocada contra la pared de la Iglesia parroquial.

Joaquín Joseph de Landázuri y Romarate.
"Hª Eclesiástica de la provincia de Álava". Pamplona. 1797

Bajé por la calle en cuestión hasta ver la primera de las cruces, pues la segunda queda cerca de la iglesia.
Lo que no aclara el texto es a qué especie pertenecía ese fenómeno de "animal conductor", que ejecutaba con tanta gracia genuflexiones para goce y disfrute del personal. ¿Era un burro? ¿Un caballo, tal vez? ¿No sería algún indígena que se pasaba el día haciendo de las suyas?

Bujanda, cruz
Bujanda, cruz (30kb)
Bujanda, árbol junto a la iglesia
Bujanda, árbol junto a la iglesia (39kb)

Estaba haciendo la foto de turno cuando aparecieron tres niñas a todo correr. Se pararon, me miraron y salieron corriendo por donde habían venido.
Junto a la fuente-lavadero, un niño pequeño no tuvo mejor ocurrencia que meter en el agua una escoba, con la consiguiente bronca de su señora madre. En esta vida no se puede ser pequeño.

Bujanda, fuente y lavadero
Bujanda, fuente y lavadero (41kb)

No se me ocurrió mirar o preguntar si había salida a la carretera desde donde estaba, así que bajé hasta enlazar con ella y comprobar, al poco, que sí, que había bajado en balde.
Lo peor no fue eso, sino que a continuación me esperaban varios kilómetros inesperados en lo que fue la subida más dura del día, combinada con un principio de pájara y el calor, que seguía a lo suyo.

Unas barritas de cereales me permitieron llegar arriba en condiciones de disfrutar de un paisaje que me gustó mucho, al pie del pico La Muela, llegando a San Román de Campezo.

De Bujanda a San Román de Campezo
De Bujanda a San Román de Campezo (33kb)
De Bujanda a San Román de Campezo
De Bujanda a San Román de Campezo (29kb)
San Román de Campezo, pico La Muela
San Román de Campezo, pico La Muela (26kb)
San Román de Campezo
San Román de Campezo (28kb)

Consiguiente descenso hasta el acceso a una área recreativa antes de subir a Korres. Desde ahí comienza un recorrido junto al río que debe de ser bonito.

Korres
Korres (43kb)
Korres, calle y fuente
Korres, calle y fuente (27kb)

Por las calles de Korres iba uno llevando a un burro.
Recorrí el casco urbano, cogí agua y a seguir subiendo antes de bajar a Maeztu.
Como llevaba tiempo rodeando y/o internándome en el Parque Natural de Izki, eran numerosas las pistas y senderos que arrancaban de la carretera con su correspondiente letrero.

En Maeztu, volví a esquivar la carretera A-132 para dirigirme a Apellániz, pueblo del que me había hablado bien dos semanas antes uno al que pregunté en Maeztu por unas casas.

Llegando a Apellaniz
Llegando a Apellaniz (18kb)

Nada más llegar, tras superar la inevitable cuesta, me pareció que aquello tenía bastante vida. También es cierto que era domingo a la tarde.
Pregunté por la ubicación de las casas que quería ver y empecé a recorrer los tres barrios con que cuenta el lugar. La gente me pareció muy maja.

Apellaniz, barrio de Lespara, plaza junto a la iglesia
Apellaniz, barrio de Lespara, plaza junto a la iglesia (32kb)
Apellaniz, barrio de Lespara, casa de los Neira-Alemany
Apellaniz, barrio de Lespara, casa de los Neira-Alemany (37kb)
Apellaniz, barrio de Lespara, plaza junto a la iglesia
Apellaniz, barrio de Lespara, plaza junto a la iglesia (23kb)
Apellaniz, barrio de Goikara, casa blasonada
Apellaniz, barrio de Goikara, casa blasonada (28kb)
Apellaniz, barrio de Bengara, inscripción
Apellaniz, barrio de Bengara, inscripción (29kb)
Apellaniz, barrio de Lespara, casa con arcos
Apellaniz, barrio de Lespara, casa con arcos (26kb)

Ya sólo me quedaba entrar en Virgala Mayor, uno de esos pueblos junto a los que uno ha pasado tropecientas veces, ya sea en coche o en bici, pero sin llegar a entrar en ellos.
Como en Antoñana, fue una mujer la que me puso al corriente de dónde estaba lo que buscaba. Visto lo cual y tras subir hasta la iglesia, retomé definitivamente la A-132, con abundancia de domingueros de vuelta a Vitoria, y subí Azazeta (de nuevo con viento en contra) antes de ir terminando mientras veía cómo el cielo se iba nublando cada vez más, hasta el punto de que las primeras gotas de la tormenta que vino a continuación cayeron cuando estaba llegando a la puerta de casa.

Virgala Mayor
Virgala Mayor (33kb)
Virgala Mayor, casa blasonada
Virgala Mayor, casa blasonada (29kb)
Virgala Mayor, casa con entramado de madera
Virgala Mayor, casa con entramado de madera (34kb)
Virgala Mayor, iglesia, detalle del pórtico
Virgala Mayor, iglesia, detalle del pórtico (25kb)
Apellaniz desde Virgala Mayor
Apellaniz desde Virgala Mayor (33kb)
Trokoniz
Trokoniz (25kb)
Argandoña
Argandoña (20kb)
[subir]